Las madrileñas del Sanse Scrum jugarán una temporada más en la Liga Iberdrola, tras superar en la promoción a un BUC Barcelona que dio muy buena imagen, pero no pudo con el rodaje y la experiencia de sus rivales sobre el césped del David Cañada, de Zaragoza.

De este modo, el cuadro de equipos que competirán el próximo año en la máxima categoría del rugby femenino español ya está completo: Majadahonda y Complutense Cisneros, que este domingo se disputan el título, Corteva Cocos Rugby, Eibar RT, CRAT Residencia Riata, Olímpico de Pozuelo, Sanse Scrum y el recién ascendido Sant Cugat.

Desde el inicio del encuentro las capitaneadas por Carolina Alfaro salieron a por todas, conscientes de la importancia del encuentro, y fue precisamente la chilena la que las puso por delante en el marcado en los primeros minutos con su clínica patada a la que ya nos tiene acostumbrados. Poco más de diez minutos más tarde, Inés Palomo posaba para aumentar la ventaja y Alba García hacía lo propio para aumentar la diferencia hasta el 17-0 antes del descanso.

La segunda mitad estuvo pintada del color negro de las Panteras de la Ciudad Condal, quienes imprimieron una marcha más en su juego y se hicieron con el control de la posesión. Aún así, la férrea defensa madrileña hizo que solo en el minuto 75 Francisca Ramírez, la medio meé catalana, posara los primeros puntos para su equipo y cerrase el marcador en el 17-7 definitivo.

Sergio Gericó, directivo y tesorero de la Federación Española de Rugby (FER), además de presidente de la Federación Aragonesa de Rugby, asistió a este partido disputado en Zaragoza.